feministas en contraLa virulencia con la que cierto sector del feminismo ataca a los que defendemos la gestación subrogada es realmente absurda. En vez de tratar de hallar puntos de encuentro, un sector del feminismo en España se atrinchera tercamente en sus posiciones rígidas. No aceptan de ningún modo la gestación subrogada y se muestran completamente intransigentes, argumentando que supone una explotación de la mujer, que es tratada como mera vasija. Hay muchas personas a favor de esta técnica de reproducción asistida: personas heterosexuales que  no pueden tener hijos debido a problemas médicos y también hombres homosexuales. Además, personas solas, tanto hombres como mujeres. Si la mujer debe sentirse libre para interrumpir un embarazo si lo desea, con independencia de sus razones ¿por qué no va a ser posible que elija, libremente también, gestar un  hijo para otra u otras personas? UNIVERSAL SURROGACY se posiciona a favor de la gestación subrogada, siempre regulada y con condiciones justas para las partes intervinientes, especialmente el interés del menor. Jamás apoyaremos este tipo de prácticas en países donde no existan suficientes garantías legales como para que el procedimiento se desarrolle sin ningún tipo de consecuencias negativas para las partes.

No entendemos, sin embargo, estos ataques furibundos contra todos aquellos colectivos que trabajamos de forma transparente a favor de la gestación subrogada. Parafraseando a la  Asociación por la Maternidad Subrogada en España, UNIVERSAL SURROGACY les recuerda a este grupo de mujeres feministas el lema “La mujer decide, la sociedad respeta, el Estado garantiza y las Iglesias no intervienen”.

En una democracia cualquier tema controvertido, como sucede con la gestación subrogada, debe ser debatido con calma, pero un debate constructivo, siempre partiendo de la base de que todos nosotros (partidarios y detractores) estamos en contra de cualquier tipo de explotación femenina.

En la base de este debate siempre debe primar la libertad individual. ¿Por qué una mujer no puede elegir libremente utilizar su útero (a cambio o no de dinero) para gestar a un bebé que dará posteriormente a otras personas, sus auténticos padres? Si lo hace sin coacción y con plenas garantías (protegida por un contrato firmado en presencia de abogados expertos en este tema), no tiene sentido criticar tan destructivamente esta actitud y tampoco la de los padres de intención que desean tener un hijo no adoptado, sino con un vínculo de sangre con respecto, al menos, uno de ellos. Respeto ante todo, por favor. Podemos no estar de acuerdo con ciertos temas, pero es preciso pensar que hay personas que sí lo están. En democracia todas las opiniones cuentan.

Share This